Mensaje de error

Notice: Undefined index: quantity en omega_views_mini_pager() (línea 214 de /comsoc2/webcomsocd/www/sites/all/themes/omega/omega/includes/omega.theme.inc).

Consideran que es mejor una estancia infantil, que guarderías

Versión para impresiónEnviar por emailPDF version
Desde las instalaciones hasta su personal, pueden hacer la diferencia, sin importar que sea pública o privada

Es mejor que un niño ingrese a una estancia infantil que a una guardería, a juicio de Silvia López, profesora e investigadora del CUCSH, quien además tiene la maestría en trabajo social y especialidad en el área educativa.

 La especialista menciona como ventajas de las estancias infantiles su programa de estimulación, sus instalaciones, personal y los horarios que manejan, recomendando por igual las estancias públicas y privadas.

 “Me parece que es más completo lo que ofrecen en una estancia infantil, porque creo que en las guarderías, en ocasiones, no tienen un programa que desarrolle las habilidades del niño y lo preparen, por ejemplo, para ir a la escuela. Es decir, sólo buscan en ocasiones entretenerlo, y ya”.

 Enfatizó que hay mayor personal en las estancias infantiles, y que éste pudiera estar más capacitado. “No se puede considerar que las guarderías son malas. Creo que son muy buenas, pero pienso que el niño tiene un mayor desarrollo en las estancias infantiles, aunque puede haber sus excepciones”.

 López, quien es licenciada en trabajo social y tiene más de 20 años laborando en esa área, dijo que es más fácil desarrollar la destreza, habilidad y creatividad del niño en una estancia infantil, a causa de sus programas y de que tienen un fin formativo, además de que puede haber mayor contacto con los padres de familia.

 “A veces, en algunas guarderías los niños son cuidados hasta por la vecina, es decir, no siempre se cuenta con la capacitación adecuada para esto. De ahí que sea necesario que los padres de familia pregunten a sus hijos cómo se sienten en ese lugar y tengan comunicación con los directores y con quienes se involucran en la formación de su hijo. Incluso, deben revisar las instalaciones, pedir referencias a otros padres y, sobre todo, vigilar que cuente con el aval de la Secretaría de Educación”.

 La investigadora también dijo que puede haber mayor ahorro a mediano plazo al invertir en una estancia infantil, “porque el niño pudiera tener mejores bases para estudiar y algunos conocimientos, y a lo mejor hasta ahorrar el pago de algunas horas extra”.

 Agregó como factores a tomar en cuenta para una mejor elección, las distancias entre la casa, el trabajo y la estancia infantil, y el presupuesto estimado para estas actividades.

Guadalajara, Jal., 8 de septiembre de 2008
Texto: Gala Aguilar
Fotografía: Internet
Edición de noticias: LCC Lupita Cárdenas Cuevas